• RSS

miércoles, 28 de febrero de 2018

Porta cubiertos de madera y cristal

El usar y colocar los cubiertos en la mesa es todo un arte, y como cualquier arte, tiene una forma de comunicarse... puede expresar que la comida no gustó... que fue de total agrado... que se desea el siguiente plato...


También tiene su arte "transportar" todos los cubiertos, cuando precisamos de muchos de ellos y la mesa se encuentra a distancia del cajón donde están guardados...



De esta necesidad surgió mi último reciclaje...

Creé un porta cubiertos sobre todo pensando en el buen tiempo y las comidas en la terraza... de ahí el aire primaveral que le imprimí...


Unos botes reciclados a los que pegué motivos personalizados para el tipo de cubierto que iba a albergar....


En cuanto a la base de madera trabajé con un cajón  y restos de listones de los que siempre tengo de otros trabajos. Aquí ya os lo muestro pasado por pintura.

Decoré con decoupage utilizando la técnica de la plancha para que quedara sin una arruguita la servi, seguí con el estarcido y finalmente barnicé...


Una vez preparado todo, pegué los listones para formar las asas, y listo para utilizar! Espero que os haya gustado la idea!



Muchas gracias por el valioso tiempo que dejasteis aquí, nos volvemos a ver con la llegada de la nueva estación!


lunes, 29 de enero de 2018

Una percha para un cartel

Nunca utilizo las perchas de alambre en las que las tintorerías devuelven las prendas... mejor dicho, no las utilizo dentro del armario, porque en lo relativo a decorar con estas piezas, ideas nunca faltan...


Moldeé una de estas perchas a mi gusto, cortando con alicates la barra inferior y doblando los extremos. Después la pinté de blanco y ya estaba lista para colgar un cartel...


Preparé un trozo de arpillera con estarcido y unas trabillas con botones ...




Para que no quedara tan soso, lié una cuerda rústica con un corazón realizado a partir de sobrante de alambre


En la sesión de fotos lo acompañé con unas macetas que pinté hace tiempo con acrílica y stencils... en ellas tengo kalanchoes, la última adquisición para mi colección de crasas...




Son también denominadas "plantas de días cortos" por florecer en la época en que el día es más corto que la noche... 



Qué os parece la idea de dar una segunda vida a un alambre anodino? Nunca me deja de sorprender todas las posibilidades que nos ofrece el mundo del reciclaje!


No podía estrenar mejor el año que con un nuevo premio, muchas gracias Paqui!! Una gran compañera que comparte bonitas manualidades, colaboraciones y experiencias en su blog El rincón de Paqui, si aún no la conocéis, os invito desde aquí a hacerlo!


Agradezco de corazón que, a pesar del poquito tiempo que dedico al blog, no os olvidéis de mí!

domingo, 24 de diciembre de 2017

Navidad natural...

Como costumbre invernal, el uso de coronas se originó en la antigua Roma, donde el intercambio de regalos formaba parte de las celebraciones del Año Nuevo...


La gama de regalos era amplia, pero originalmente consistía en ramas de siempreverdes que se llamaban “strenae” en homenaje a Strenia, diosa de la salud... Con este obsequio se deseaba salud...




Para hacer más atractiva la costumbre, se dio a estas ramas la forma de anillo...


Para demostrar que habían recibido tal regalo y también para asegurarse de que la salud reinara en el hogar el año que comenzaba, los romanos exhibían estas guirnaldas en las puertas de sus casas. 




En esta casita no podía faltar una para despedir el año con vosotr@s deseando salud y mucha felicidad en el 2018!

Quise hacerla con elementos naturales, igual que la bandeja que es una simple corteza, y a la que dí un toque aromático con una rodaja de naranja y ramita de canela en la vela...



También un trozo de tronco convertido en portavelas...



Me siento afortunada por terminar otro año blogueril en tan buena compañía, mil gracias por todo el tiempo que pasasteis aquí!


Os deseo unas Fiestas llenas de bonitos momentos y que la entrada del Nuevo Año venga cargada de infinitas ilusiones!
Feliz Navidad!